Home
Banner
El club por dentro. Así somos (Entrevistas)

Hoy tenemos con nosotros a una veggierunner km 0. No porque ese sea su kilometraje semanal, sino por sus cualidades: auténtica, de calidad y cercana. Diana Alonso fue la pionera de los veggierunners en Asturias, y desde allí se ha prestado a contestar algunas preguntas para la Unión Deportiva Vegetariana.

 

UDV: ¿Qué fue antes, la veggie o la runner?

D. Fui antes veggie que corredora. En realidad no empecé a practicar ningún tipo de deporte hasta los veintitantos, y al principio sólo de forma esporádica: alguna clase en el gimnasio, un poco de pesas… Descubrí el yoga hace siete años y eso me llevó a acercarme al vegetarianismo e informarme acerca de él. No fue hasta el 2012 cuando empecé a tomarme en serio esta locura de salir a correr.

La verdad es que mirando hacia atrás sí que he recorrido un largo camino desde la niña gordita a la que se le daba fatal cualquier disciplina que intentaba (sin mucho ahínco, todo hay que decirlo) hasta la adulta a la que le gusta probar cosas nuevas y sentir el cuerpo activo, fuerte y funcional. Como ha sido un proceso gradual no soy muy consciente de ello hasta que me paro a pensarlo. O hasta que el Facebook me recuerda las fotos de hace unos años y veo lo hecha polvo que estaba a mis veinte, jajaja.

UDV: ¿Qué esperabas de la UDV? ¿Por qué te afiliaste? ¿Cumplió esas expectativas?

D. Descubrí la página de Facebook de la UDV a través de Forovegetariano y me pareció que realizaban una labor fantástica: hacer llegar a quien quisiera enterarse que ser vegetariano no está reñido con correr y ser muy bueno en ello. ¿Qué más pruebas se necesita para demostrar que se trata de una alimentación sana y equilibrada que ver la carga de esfuerzo que llevan adelante determinados veggies sin que haya consecuencias negativas de ningún tipo?

Encontré un ambiente fantástico en el grupo y muchísimo apoyo cuando más lo necesitaba, esto es, cuando empezaba a correr y no sabía cómo hacerlo. La cuota es muy asequible y quise contribuir con mi granito de arena.

Está claro que a lo largo de los años la UDV cumplió mis expectativas y muchas más.

 

UDV: ¿Asfalto o monte?

D. ¡Ambos! ¿Por qué escoger? Quiero puntualizar que mi opinión la doy desde mi perspectiva de corredora con tiempos muy discretos, que acude a las carreras con ánimo de acabarlas y que nunca ha pisado un pódium y difícilmente lo hará. Así, en mi caso lo tengo claro: el asfalto es duro y exigente mentalmente; el monte es disfrute de los sentidos pero requiere un físico potente.

Durante la época en que corría con constancia y mejoraba mis tiempos disfruté mucho las carreras de asfalto. Ahí sólo estás tú y la carretera. Y el reloj. Pasan los km y los minutos y debes valorar en cada punto cómo te encuentras, si llevas el ritmo correcto, si aguantarás así hasta el final. Resulta muy gratificante y agotador mentalmente. En mi caso llegó un punto en el que me obsesioné con los tiempos y me frustraba no bajarlos. Fueron momentos durillos que sólo solucioné (en parte) aparcando el reloj y corriendo por sensaciones.

El monte es otra historia. He participado en diversos trails por Asturias y en el Caldelas Vegan Trail, en Galicia, el primer y único evento vegano de estas características de toda España. El hecho no ir pendiente del reloj y poder caminar cuando las cosas pintan demasiado “pindias” (cuestas) me permitió descargar de presiones la cabeza, por lo que disfruté de todas y cada una de las carreras de monte en las que participé. Por contrapartida, diría que en ellas fue cuando más cuenta me di de la mala forma que tengo: es muy frustrante llegar a una pendiente y que con sólo caminar la respiración esté agitadísima y las pulsaciones se disparen como locas. Es por eso que creo que hay que estar muy fuerte para hacer una carrera de monte y hacerla bien.

En resumen y bajo mi experiencia personal, diría que asfalto para poner a prueba la mente, monte para poner a prueba el cuerpo.

UDV: ¿Fesoria o tractor?

D. Mi vena patriótica te diría que fesoria, pero sólo de pensar en el trabajo que da moverla me entra un pereza infinita, así que va a ser que me quedo con el tractor…

Fuera bromas, realmente me siento identificada con el movimiento del “tractorismo running”, iniciado por Ángel “@Contadordekm”, en el que habla de sí mismo como de un corredor duro, fiable y lento. Yo no sé si soy muy dura, pero lenta un rato. También fiable, si nos fijamos en que jamás me he tenido que retirar de una carrera y en que no me he lesionado nunca hasta ahora (toco madera). Aquí os dejo su carta fundacional por si le queréis echar un vistazo:

https://contadordekm.com/2014/01/27/tractorismo-runner-carta-fundacional/

Ah por cierto, lo de que no me he lesionado nunca creo que es una combinación de tres cosas: la primera es que corro lento, la segunda es que soy muy reservona, así que nunca hago mucho el cabra, más bien al revés, sé que no doy todo lo que podría dar porque mi cabeza me frena antes. Y la tercera es que simplemente he tenido suerte.

UDV: ¿Competir o disfrutar?

D. Hay tiempo y ocasiones para todo. Desde que tuve mi pequeña crisis con el reloj y con los ritmos reajusté un poco mi visión de este mundo. Ahora sólo participo en carreras para disfrutar. Pero cuando mis circunstancias personales me permitan retomar los entrenos con constancia sé que voy a querer competir de nuevo y que me marcaré metas nuevas y tiempos concretos.

Entiendo que todo depende de los momentos y circunstancias por los que atraviesa uno. También considero que cambiar entre ambas perspectivas a temporadas puede ser sano para la cabeza y para el cuerpo.

UDV: Siempre dispuesta a aprender, ¿qué te enseña correr?

D. Correr es una enseñanza de vida.

Cuando empecé, mi meta era “aguantar” media hora seguida sin tener que parar a caminar, algo que veía imposible ya que me congestionaba y respiraba cual fumadora asmática a los 3 minutos de reloj de empezar a trotar.

Al poco tiempo pensé en tirar la toalla, pero una conversación con una buena amiga me hizo darme cuenta de que en realidad estaba huyendo: no se te da bien correr, pero ¿lo intentas con todas tus fuerzas? ¿Entrenas lo suficiente? Hay gente que consigue correr de una forma más o menos fácil y que progresa rápidamente. A mí me cuesta mucho, no tengo una habilidad innata para ello, pero si no lo lucho, si no soy constante, ¿cómo voy a mejorar? Así que me puse manos a la obra y realicé un trabajo mental para aprender a ser constante. Ahora mismo, y gracias a esos entrenamientos que me trabajé durante muchas horas (con sol, lloviendo, con heladas…) puedo decir que alcancé puntos que nunca habría imaginado. Y aunque sé que nunca llegaré a determinados niveles, mi forma física es infinitamente mejor que hace 15 años.

UDV: Es bien sabido que para ser veggierunner no hace falta correr, de hecho tú también eres veggieyogui y veggieboxer, ¿hay algo en común en estas disciplinas tan aparentemente alejadas?

D. Bueno, aquí debo decir que no practico las tres cosas a la vez, sino que va por temporadas, según el tiempo libre del que disponga y lo que me enganche en ese momento. Empecé practicando yoga, pero hace muchísimo que no hago rutinas ni asisto a clases, así que muy veggieyogui no se me puede considerar.

Por otro lado, sí que es cierto que yoga, boxeo y correr, a simple vista, no tienen mucho en común. Como hilo de unión entre ellas se podría decir que en las tres disciplinas debes ser muy consciente de tu cuerpo y de cómo se encuentra en cada momento: el control postural es fundamental para evitar lesiones y mejorar el rendimiento. Creo que la consciencia corporal y postural es lo que más me atrae de todas ellas.

Como resumen, puedo decir que correr me ha dado disciplina mental, el yoga calma y consciencia y el boxeo disfrute y descargas brutales de adrenalina.

UDV: ¿Es alguno de estos deportes especialmente difícil para una veggierunner?

D. Desde el punto de vista nutricional, absolutamente no. Planificando de forma adecuada la ingesta necesaria para cubrir la carga de deporte que se realice, no hay mayor diferencia entre un vegetariano y uno que no lo es.

En otros aspectos sí puede resultar complicado. Pienso ahora mismo en los guantes de boxeo, que prácticamente no se fabrican con tejidos sintéticos porque no soportan bien los golpes. Hay mucho camino que recorrer en determinados aspectos y hacen falta más voces demandando alternativas.

UDV: Carlos terminaba su entrevista recordando el libro de Scott Jurek que se tradujo al castellano como Correr, comer, vivir, ¿cómo están relacionadas para ti estas tres cosas?

D. Para mí las tres cosas están íntimamente relacionadas entre sí. Correr me hace sentir viva. Alimentarme sin que otros seres deban morir o sufrir por mi causa me hace sentir más viva aún.

Desde mi perspectiva de la vida entiendo que llevar una alimentación vegetariana se trata de una cuestión de justicia. Justicia con los miles, millones de animales que son masacrados a diario, con el planeta entero, al que agotamos sistemáticamente e incluso con el resto de seres humanos que están aquí.

Correr, comer, vivir, por supuesto. Pero todos.

UDV: Disfrutar corriendo y disfrutar comiendo, ¿por qué te gusta tanto fotografiar lo que comes?

D. Sé que mi costumbre es altamente irritante para muchas personas de mi entorno, pero hacer fotos de aquellas comidas que disfruto y subir reseñas y comentarios en las redes sociales forma parte de mí ser.

Me encanta cocinar, aunque ahora apenas tengo tiempo, y sigo a muchas personas que comparten sus creaciones. Me inspiran mucho para comer más variado, así que yo hago lo mismo.

Por otro lado, quiero mostrar que se puede comer sabroso, sano y vegetariano. Muchos de mis alumnos me siguen y me comentan cosas. Incluso he recibido algún mensaje privado de gente interesada en mi alimentación y que me pregunta cositas sobre cómo cocinar ciertos alimentos. Creo que es importante normalizar nuestra condición de vegetarianos y parte de ello pasa por mostrar que no sólo de lechuga vive el veggie.

UDV: ¿Por qué enganchan los veggierunners?

D. Lo que más destaco del grupo es el ambiente en general. Hay siempre una palabra de ánimo para el que empieza, para el que se lesiona, para el que está a punto de tirar la toalla. No se emiten juicios de valor, gente que tiene unas marcas increíbles y que hace cosas asombrosas se alegra de corazón cuando consigues acabar una carrera a ritmo de tortuga. Creo que todos entendemos que correr es un desafío eminentemente mental y que luchamos contra nuestros demonios (o huimos de ellos) cuando corremos. Y eso se merece todo el respeto del mundo.

UDV: ¿Cuándo conseguiremos en Asturias tantos socios de la UDV como en Zaragoza?

D. Con toda la penita de mi corazón tengo que decir que veo ese futuro muy improbable… ¡Nos falta un Carlicos en Asturias! Es una persona maravillosa que se mueve y agrupa a su alrededor a un montón de personas.

La verdad es que ser vegetariano en Asturias va resultando cada vez más sencillo pero aún es complicado. Estamos en una comunidad con una relación pelín anómala con la comida. Aquí todo, y digo todo, se celebra comiendo y bebiendo, es algo cultural. Se come mucho y muy mal: carnes rojas, quesos, lácteos. No hay cultura de la huerta. En zonas del mediterráneo puedes encontrarte aunque sea algún entrante o incluso primeros platos que son vegetarianos sin necesidad de adaptación. Aquí eso es impensable: hasta las ensaladas llevan productos animales.

En cuanto a deportistas, hay muchísimos en Asturias e incluso con unas marcas muy buenas no siendo profesionales. Pero los vegetarianos que yo conozco no suelen practicar deporte...

Así que nada, yo por mi parte seguiré publicando fotos de comida y carreras en mi Instagram (@diana_eat_and_run para el que quiera verlo, jajajajajaja), a ver si consigo una alienación masiva de asturianos carnívoros y sedentarios. Y seguiré luchando y esperando por un futuro mejor para todos los seres vivos que habitamos este planeta.

Ultima actualización (Lunes 05 de Diciembre de 2016 09:42)

 
El club por dentro. Así somos (Entrevistas)

Entrevista a Carlos Gracia

UDV – Octubre 2016

Alguien me preguntó una vez:

-        “Si tuvieras que elegir entre Wilson Kipsang y Kenenisa Bekele quién es el mejor corredor de maratón ¿cuál elegirías?”

Y yo le contesté:

-        Ni Kipsang ni Bekele, yo me quedo con Carlos Gracia !!!

Y es que Carlos no ha batido ningún récord del mundo ni nada por estilo pero es un referente en el mundo veggierunner. Yo tengo la suerte de conocerlo hace años y os aseguro que vais a tener que correr mucho para encontrar alguien que tenga la misma pasión por el running que tiene Carlos.

Es por eso que estábamos esperando alguna excusa para hacerle una entrevista y conocer un poco más acerca de él. Y la excusa ha llegado. El ya abuelo corrió la maratón de Zaragoza el pasado mes de septiembre. Dicho así suena a algo que está bien pero que tampoco es para tirar cohetes.

Pero es que la maratón de Zaragoza de este año cumplía su 10ª edición ... y Carlos también ha corrido las 9 anteriores !!!

Es por eso que la organización de la maratón, en agradecimiento a su fidelidad, le regaló la inscripción y, al finalizarla, le entregó una placa conmemorativa, junto a otros 22 corredores que también habían conseguido participar y acabar las diez ediciones.

Y con la excusa de preguntarle por la placa con la que le han obsequiado aprovecharemos para hacerle unas cuantas preguntas más........

UDV: Dinos Carlos, ¿cómo fue lo de la placa?

CARLOS: Cuando acabe la maratón del año pasado, mande un mensaje a la organización sugiriéndoles que tuvieran algún detalle con los que habíamos corrido todas las ediciones, de la misma manera que ya lo hacían las grandes maratones. Después de este mensaje siguieron otros y al final lo conseguí.....¡¡¡tozudo que es uno!!!

 

UDV: Me consta, me consta. ¿Qué representa para ti correr?

C: Si solo me pides una palabra te diré que para mi correr es vivir. Si te puedo decir más te diría: esfuerzo, pasión, alegría, relajación, motivación, constancia, superación....y así hasta cien palabras.

 

UDV: ¿Cómo conociste la UDV?

C: Por las camisetas que llevaban Luis, Javi y Oscar en la Carrera del Ebro del año 2009, tirando del hilo contacte con Luis y de ahí hasta el infinito y más allá.

 

UDV: Cada poco tiempo tenemos noticias de un o una nueva socia en Zaragoza ¿Qué pasa en Zaragoza que hay tantas altas en la UDV?

C: Porque damos mucho mal y nos movemos mucho. Actualmente somos 22 socias/os en mañolandia y la verdad es que se nos ve en casi todas las carreras que hay por Zaragoza luciendo las veggiesetas, nos movemos en círculos afines, frecuentamos las mismas tiendas y restaurantes y estamos presentes en redes sociales. Zaragoza siempre ha tenido un buen círculo veggie y animalista.

 

UDV: Pues hablando de restaurantes, vamos a por el tópico de la alimentación. Todo el mundo dice que estás muy fuerte. Dicen las malas lenguas que es debido a que te alimentas a base de rocas. ¿Es verdad?. Y si no lo es, ¿cuál es el secreto de tu alimentación?

C: Lo primero no estoy muy fuerte, lo segundo no como rocas y lo tercero no tengo secretos en mi alimentación. Me gusta comer de todo lo que esté libre de sufrimiento animal y me gusta cocinar, así que la cuestión es alimentarse correctamente, ya sabes en su justa medida: hidratos, grasas y proteínas.

 

UDV: Me consta que eres un “cocinitas” ¿cuál es tu plato favorito?

C: Perdón, di mejor “cocinicas”. Mis platos favoritos son todo lo que lleve pasta y las legumbres de cualquier forma, aunque mi preferido es el sublime y sencillo pan con tomate, pizca de sal y un chorro de aceite de oliva virgen, y sobre todo me gusta muchísimo veganizar cualquier plato, sorprender a los carnacas y que no sepan que están comiendo.

 

UDV: Si yo te digo Iria ¿qué me contestas?

C: Mi nieta de un año. Una pasada de cría, energía sin límite y felicidad máxima. Y lo mejor es que le regalamos un carro para correr y compartimos kilómetros en las carreras que podemos.

 

UDV: Y si te digo ¿“10k Bomberos de Zaragoza?

C: Una carrera especial para mi. Llevamos cuatro años organizándola un grupo de compañeros de bomberos de Zaragoza y nosotros nos lo guisamos y nosotros nos lo comemos. El primer año corrimos 1.500 personas y este año casi hemos llegado a 4.000. A nivel personal mucho trabajo y muchos nervios para que todo salga bien. A nivel deportivo intentar hacer buena marca y pillar pódium para que se vea la veggieseta. A nivel veggie que en la llegada haya salchichas veganas para quienes quieran y este año un placer inmenso ya que 23 veggierunners estuvieron en Zaragoza compartiendo comidas, bebidas, risas y kilómetros.

 

UDV: Dime una canción que te motiva cuando corres, o que cuando la oyes te entran ganas de salir a entrenar.

C: Entrenando no corro con música ya que me gusta oír mis pisadas y todo lo que me rodea y en carrera además tengo que saber que me están pisando los talones. Otra cosa es en las salidas de las carreras, si oigo el “Carmina Burana” de Carl Off el subidón está asegurado aunque tampoco le hago ascos al “Smoke in the water” de Deed Purple.

 

UDV: Has hecho carreras de todo tipo y de todas las distancias. De todas ellas ¿cuál es la carrera que nunca olvidarás ?

C: De las 106 carreras en las que he participado desde 2007 es difícil quedarse con alguna, quizás mi primera maratón de asfalto, la maratón del Aneto, mi primer 10k con mi nieta, el Ocejón, la Caldelas, Mallorca, la Trailwalker, la MiM, en fin no sabría por cual decantarme.

 

UDV: Si tienes entre las cejas libertad.... ¿qué carrera tienes entre ceja y ceja?

C: Tres objetivos: Primero correr la maratón en todas las ciudades españolas en las que se celebre, hasta ahora la he corrido en Castellón, Donosti, Madrid, Barcelona, Sevilla y Zaragoza, me falta Valencia, Mallorca, Bilbao, Lanzarote, etc. Segundo, acabar alguna de estas en menos de 3h30’ mi MMP. Y tercero, sin duda, volver a la Caldelas Vegan Trail, la única carrera 100% vegana del país, el año pasado no conseguí acabarla y este año no pude ir por motivos personales. Quiero volver y acabarla sea cuando sea.

 

UDV: Dinos una pregunta que te gustaría que te hicieran....y la respuesta, por supuesto.

C: ¿De dónde sacáis las proteínas?

- Del mercado

 

UDV: Por último, y a modo de despedida (de la entrevista), tómate tu tiempo y descríbenos a ti mismo, explícanos quién eres.

C: Remedando el libro de Scott Jurek “ Correr, Comer, Vivir”, soy una persona orgullosa de ser vegana y que le gusta correr, amar y vivir. Nada más y nada menos.

 

Pues este es Carlos Gracia, el corredor incansable.

A partir de ahora vamos a tener que seguirle por esas maratones que tiene entre ceja y ceja y animarle para que logre esas sub 3 horas 30 minutos.

A estas alturas y habiendo leído la entrevista nadie tiene ninguna duda que lo conseguirá.

¡¡ TOZUDO QUE ES UNO !!

 

 

Ultima actualización (Lunes 05 de Diciembre de 2016 09:39)

 

LM Tres Punto Cero nos cuenta su experiencia

3

 

Trail Guara Somontano 38k 2000+. Carrera de iniciación a la larga distancia decía en la web.

Todo empezó hace unos meses cuando Tony GL Veganx nos comunicaba su intención de asistir a esta carrera y participar en la ultra trail, carrera más larga de las tres que se disputaban este sábado en Alquezar Huesca. Nosotros teníamos conocimiento de que algunos veggies correrían las diferentes disciplinas Tony GL Veganx y Javier Nuñez Garcia la ultra, Zahir Nam y Carlos Gracia Sos la Long trail y Iván Sangban y Jose Miguel la trail, pero no se nos había pasado por la cabeza participar. En Esencia me lo propuso y yo le dí como excusa para evitarla que las inscripciones estaban cerradas, ella como maña que es, insistió y usó sus recursos para conseguir dos dorsales. Ya estaba liada.

4Un bonito día amanecía en Alquezar augurio de sol y calor que nos acompañaría en esta aventura. En la salida los nervios eran evidentes pues cuando subes distancia siempre aparecen las dudas, estaré suficientemente preparado? En un rato lo sabremos.. 300 participantes en el trail que partía desde Alquezar a las 9:30 de la mañana. Comenzaba dando unas vueltas por el pueblo hasta encontrar un sendero que nos llevaba a los bonitos barrancos de esta localidad. Las aglomeraciones al principio son constantes pues el sendero es estrecho y la bajada técnica no da para adelantamientos, aquí decido pararme a cambiar el agua al canario, primer error pues nos adelantan un montón de gente y el sendero se alarga durante mucho rato cosa que nos hace ir caminando y perder mucho tiempo. Poco a poco y como podemos vamos remontando posiciones en una estrecha subida y al llegar a un tramo de pista En Esencia abre gas y tira como una bestia, yo me sorprendo pues quería ir reservando todo lo que pudiese pero en el kilometro 14 hay un corte y con tanto entretenimiento igual no llegamos así que a apretar. Después de la pista bajamos de nuevo al barranco y nos adentramos al tramo de pasarelas precioso que discurre por todo el barranco. Mis sensaciones no son muy buenas y en la subida por escaleras repletas de turistas con niños que amablemente te animan pero entorpecen tu ascenso me voy agotando y de nuevo En Esencia tira de mi para llegar con media hora de margen con el corte al avituallamiento de Alquezar, a partir de ahí tenemos ocho horas para completar el resto, nos espera Marisa la madre de En Esencia para avituallarnos de isotónica antes del siguiente tramo que será largo y caluroso con una subida constante al sol y llena de piedras que vamos ascendiendo lentamente mis sensaciones son muy malas en el avituallamiento me he tomado una pastilla de sales y seguido un gel y han hecho una mezcla horrible para mi estomago. Voy racionando el agua ya que sabemos que se alargará bastante el tramo pero el sol nos está torrando.

Ultima actualización (Domingo 16 de Octubre de 2016 16:58)

 
Crónicas

14517376 1121821231198972 8506891726505393117 n

TONY GL VEGANX, nos cuenta su experiencia en la Ultra Pirineu 2016.

  No soy muy de escribir crónicas, primero porque no se me da bien escribir crónicas y segundo porque soy algo vago, me voy a limitar a contar la experiencia de la carrera y nada sobre el viaje que hicimos desde mallorca Bagá con mis GRANDES comapñeros Pepe Hidalgo y Jose Mota.

Empiezo! Son las 4 de la madrugada del sábado y suena el despertador, nos levantamos todos los que estábamos en la casa, Domi, Jose, Pepe, Carlos y yo. nos ponemos la vaselina por nuestras partes nobles y zonas donde suelen haber más rozaduras, nos vestimos, desayunamos y ya salimos para Bagá, llegamos a pueblo aparcamos y nos vamos al bar de la plaza para hacer tiempo, tomar café, té, ir al baño, ya sabéis quitar algo de tensión. Y en un rato para la meta que salimos a las 7 de la mañana, entramos en la plaza desde donde empieza la carrera y en mi cabeza empiezan a haber muchas dudas sobre si estare bien para acabar, ya que en julio tuve una lesión de soleo y durante todo ese mes entrené muy poco y comiendo fatal.

Son casi las 7 y hacen la cuenta atrás para la salida, nada más salir se hace un embotellamiento brutal, así que vamos caminando hasta que se abran las calles y tengamos mas espacio para poder correr, correr de una forma controlada porque la adrenalina le dice a mi corazón que corra mas para que en la subida no coger tapón, pero mi cabeza me dice, RELÁJATE TONY QUE AUN QUEDAN MÁS DE 100 KM!!! Así que cuando salimos del pueblo empezamos a subir una cuesta de asfalto a un ritmo muy cómodo y a los pocos km llegamos ya a un camino sin asfaltar y empieza lo bueno!!! toca subir(parece mentira, pero ahora es lo que más me gusta). vamos subiendo a buen ritmo y cada vez que se abría el camino iba adelantando gente y más gente... la verdad que las primeras subidas muy bien, sin tramos muy duros, mas adelante empezarian a haber zonas con subidas de piedra que teníamos que pisar con más cuidado porque era temprano y estaba humeda la piedra y hay que tener cuidado de no patinar y mandar la carrera al garete, llegamos al primer avituallamiento, al de Rebost y cojo unos dátiles, tomo un vaso de bebida isotónica y lleno los bidones de agua, y vuelta a subir!!! ya empezamos a subir por zonas verdes camino a niu de l'aliga, la verdad que iba algo asustado porque nunca había hecho una subida con tanto desnivel, ya que en Mallorca lo máximo que tenemos son 1445 metros y no nos dejan hacer cima, Y niu de l'aliga está a 2500 metros. un poco antes de llegar a niu de l'aliga me encuentro con Carlos que es el entrenador de mis compañeros, me da ánimos y me dice que voy

 
Crónicas

 

Una vez me contaron la historia de 4 veggierunners y una perrilla que fueron a Carros de Foc.

Me contaron que llegaron a un refugio llamado Saboredo, en el que ser vegano era una cosa normal.

Salieron a hacer la ruta a primera hora de la mañana y se fundieron con el paisaje. Me contaron que allí no existen los kilómetros, y las distancias se miden en horas.

Que es un sitio donde la banda sonora es el ruido de las cascadas y el sonido de los ríos.

Me dijeron que más que correr tuvieron que saltar, que a veces tuvieron que subir a 4 patas unos bloques de piedra enormes, inventarse caminos entre mares de pedruscos, y que hay subidas que quitan el sentido.

Que la perrilla se bañaba en todos los lagos y ríos que encontró, y que no paraba de mover la cola.

Que descubrieron montañas… que estaban encantadas.

Y que cuando llegó la noche siguieron andando con los frontales, buscando los caminos entre ríos, rocas y árboles.

Y siguieron subiendo montañas.

Y al final me explicaron que, en medio de la noche, apagaron los frontales y descubrieron todo un circo de montaña lleno de lagos, iluminados por las estrellas y la luz de la luna.

Y que aquella noche, allí arriba sentad@s en el suelo, se dieron cuenta de lo pequeños que eran comparados con todo lo que habían recorrido.

Y que por fin llegaron al refugio y pudieron descansar un poco antes de volver a la vida cotidiana.

Pero me dijeron que, aquel día, mientras bajaban de las montañas, tod@s estaban pensando en lo mismo…..

VOLVER

 

4 veggierunners y una perrilla que fueron a Carros de Foc

  

 y una perrilla que fueron a Carros de Foc más que correr tuvieron que saltar, inventarse caminos

Ultima actualización (Jueves 21 de Julio de 2016 10:10)